viernes, 7 de enero de 2011

Venezuela: El sorprendente señor Chávez lo hizo de nuevo

Néstor Francia.* - http://www.surysur.net/?q=node/15511


Tomándonos una vez más a todos por sorpresa, Chávez lanza inesperadas señales de distensión del panorama político. En los dos anuncios principales hechos ayer en Consejo de Ministros, el presidente se fundamentó en argumentos sólidos. En cuanto a la Ley de Universidades, Chávez ha escuchado a diversos sectores, de oposición y revolucionarios, que se pronunciaron por una discusión más amplia.

Esto pareciera darle a la derecha universitaria la iniciativa por el momento, pero si los revolucionarios asumen ese debate y logran sacarlo de las encerronas de las universidades (las salas de conciertos, las salas de foros, como la Sala E de la UCV) para llevarlo a la calle y convertirlo en una discusión realmente nacional, será posible desmontar el andamio de la vieja Universidad y darle paso a la Universidad que necesita el proceso revolucionario, con plena comprensión y apoyo de la mayoría de los venezolanos, al tiempo que se evita las manipulaciones de la contrarrevolución.

Según el líder, la ley vetada “tiene un gran ámbito solo de ideas y propuestas pero para la discusión, para un gran debate, no para aprobarla así, de manera quizá un poco apresurada” y agregó: “Yo no voy a ser quien le va a dar luz verde a un conjunto de disposiciones que merecen ser discutidas, como muchos han opinado, con la más amplia libertad de expresión, tanto en las corrientes de oposición política como las revolucionarias”.

En ese sentido, el jefe del Estado marcó la pauta y pidió a la nueva Asamblea Nacional que se instalará hoy (miércoles) que levante la sanción de la ley e impulse una comisión nacional en la que participe el gobierno y “todos los intelectuales, rectores, estudiantes, trabajadores, obreros, y las comunidades” porque “la educación es un problema de todos”.

Esto no es para nada secundario, Chávez está marcando un estilo al incorporar a la confrontación que en muchos sentidos desarma a la oposición. Lo que está planteado con la Ley de Universidades debería extenderse a todos los ámbitos: sacar el debate de los cotos cerrados y del terreno puramente mediático, donde ellos llevan ventaja, y llevarlo por las calles, las fábricas, los centros de estudio, los campos, las plazas, donde seremos imbatibles. Ya podemos imaginarnos una Asamblea Nacional que implante el debate nacional como norma y donde el pueblo pueda confrontar abiertamente los argumentos de la derecha y de la Revolución.

Si esto se logra, el país dará un paso gigante en su educación política. Sería pura ganancia.

En cuanto al IVA, Chávez anunció que no será aumentado. El presidente ha dicho: “Estamos seguros de que este año será de crecimiento económico. El precio del petróleo se ha recuperado efectivamente… Ya conseguimos como alimentar el Fondo de Emergencia sin necesidad de incrementarlo”. El Mandatario explicó que el precio del petróleo “Está en 85, el venezolano, y se acerca a 100 dólares el barril. Es una banda que se ubica de nuevo apuntando al precio justo”. En torno al tema del IVA, Chávez volvió sobre la idea del debate nacional, al recalcar que esta decisión tomada con su tren ejecutivo abre el debate “y convierte el proyecto en una gran oportunidad para el país”.

Para nosotros está claro que Chávez no está “echando para atrás”, como dirán algunos de la oposición y también de los nuestros, sino que, como suele suceder, este impenitente revolucionario está otra vez innovando sobre la marcha, tomando la iniciativa política y orientando el tono del debate en el país. Por otra parte, despoja a la oposición de dos banderas concretas un día antes de la importante instalación de la AN y de las marchas que la acompañan, dejando a los opositores como “pajarito en grama”.

Por el momento, no les queda otra que volver al discurso vacío de la palabras imprecisas, y de nuevo hablan de seguir luchando por vacuas relatividades o entelequias como la “libertad” o la “democracia”, dos muñecas a quienes cada cual viste como quiere.

Como pasa a menudo, ayer Chávez puso otra vez al país político de cabeza ¡Buena esa!

* Analista de asuntos políticos.
Publicar un comentario