lunes, 1 de junio de 2015

Las Jornadas del 17 de Octubre de 1945 en la ciudad de La Plata

Abigail Rodriguez - http://rinacional.com.ar/las-jornadas-del-17-de-octubre-de-1945-en-la-ciudad-de-la-plata.html

La realidad surgida al calor de los acontecimientos mundiales y de factores internos, dio origen a una nueva clase trabajadora proveniente de las entrañas del mismo país, a través de la migración campo a la ciudad. Esta sociedad naciente no podía ser contenida en las viejas estructuras, y encontró la representación de sus tan postergadas reivindicaciones en la figura de un Coronel, Juan Domingo Perón.

El epicentro de aquella revolución fue el corazón del país, la histórica plaza de Mayo. El actor fundamental de la transformación social y política que encarnaría Perón, el pueblo trabajador que dio vida a aquel movimiento, se expresó en los más recónditos rincones del país, y desde cada punto de la Patria, se movilizaron hacia la plaza. 

En la Ciudad de La Plata, los acontecimientos se desenvolvieron rápidamente. Según testimonios de algunos presentes, el día 16 llegaron algunos afiches que convocaban a la marcha: “TELEFÓNICOS ARGENTINOS EXIGEN LA LIBERTAD DEL CNEL. PERÓN”. A lo que se le agregaría “EL 17 DE OCTUBRE A PLAZA DE MAYO A LAS 19HS.”

El 17, los trabajadores discutían en los sindicatos, fábricas y en la ciudad la información que llegaba de las ciudades vecinas sobre activistas que irían a rescatar al Coronel Perón, preso en Martín García.

Llegó a la ciudad una manifestación procedente de la vecina ciudad de Berisso, conducida por obreros y dirigentes de fábricas, que se encontró con la multitud proveniente de Ensenada y los miles que espontáneamente se encontraban en La Plata, todos mantenían una única consigna “rescatar a Perón”.

Se dirigieron a la Plaza de La Plata, frente a la Casa de gobierno, donde varios oradores arengaban al pueblo reunido, entre ellos una enérgica mujer, trabajadora de uno de los frigoríficos, pronunció un encendido discurso frente a los 20.000 presentes, ante quienes también habló René Orsi, miembro de FORJA.

Entre las 17 y las 18hs. se resolvió ir a Plaza de Mayo, en cualquier auto, camión o vehículo que se dispusiese.  Algunas intendencias, a pedido de los dirigentes, prestaron camiones del Ejército para movilizar a los trabajadores a la Plaza, recuerda Armando Urrea que pasaban por el puente sobre el Riachuelo sin inconveniente, incluso los policías apostados en el puente aplaudían su paso, al igual que la gente que se encontraba en distintas ciudades.

“Las caravanas estaban nutridas por obreros de los frigoríficos, de la Destilería de YPF de Ensenada, de la textil, etc. Nadie puede osar en arrogarse, personalmente, haber sido propulsor de este evento. Fue una reacción y expresión general y popular de todos los trabajadores del músculo y del pensamiento”. Relató Horacio Moreno, un ferviente activista de estas jornadas en la ciudad de La Plata.

A casi 70 años de las jornadas del 17 de Octubre de 1945, hecho que marcó un antes y un después en la historia de los argentinos, y latinoamericanos, recordamos sus profundos orígenes, que dieron sustento y fueron la causa de ese gran movimiento nacional, el cual supo encausar las viejas y olvidadas reivindicaciones del pueblo oprimido y explotado, que a partir de entonces ingresaría a la historia; en palabras de Scalabrini Ortiz: “Eran los hombres que están solos y esperan que iniciaban sus tareas de reivindicación. El espíritu de la tierra estaba presente como nunca creí verlo.”

Publicar un comentario